Alivia el dolor de espalda de manera natural

Alivia el dolor de espalda de manera natural

El dolor de espalda es uno de los malestares más frecuentes: allí se acumulan las tensiones, se carga la “mochila” del día, a lo que sumado las malas posturas y el sedentarismo imperante en la vida actual, pueden hacer una combinación muy negativa para nuestra espalda. En este artículo, repasaremos qué se puede hacer, como medidas naturales, para calmar el dolor en esta zona y tener una mejor calidad de vida.

Para prevenir el dolor de espalda, lo ideal será hacer ejercicios de estiramiento a diario, practicar natación varias veces por semana, caminar o hacer alguna actividad aeróbica y no adoptar malas posiciones. Pero si el dolor ya se ha instalado, entonces prueba con los siguientes consejos.

Meditación

El estrés y las presiones juegan un rol muy importante en este trastorno, por lo que la práctica regular de meditación y de respiración consciente pueden ser excelentes herramientas para contrarrestarlo. Lo más recomendado es que lo hagas durante media hora a diario, pero si no está entre tus posibilidades, con practicar al menos un par de veces a la semana ya podrás obtener resultados.

meditacion

Yoga

Así como lo anterior, el yoga ayuda a relajar el cuerpo y, además, actúa directamente sobre él con posturas perfectas para estirar y fortalecer espalda, tronco y extremidades. No lo dudes más, y comienza con esta disciplina ancestral que tantos beneficios tiene sobre el cuerpo y sobre la mente.

Si ya estás familiarizado con la práctica, entonces podrás recurrir a ella en cuanto sientas molestias, notarás alivio de inmediato, con menos tensión para continuar tu día con más normalidad.

Acupuntura

Recurrir a la medicina oriental puede ser una buena medida cuando el dolor de espalda ataque. Entre sus beneficios, se podrá aliviar el dolor de espalda de manera natural y holística. No temas a las agujas, es una práctica que tiene siglos y siglos de respaldo y que, si está realizada por gente idónea, puede ayudar, y mucho.

acupuntura

Visita a un quiropráctico

Si quizás prefieras optar por algo más occidental, concurre a un quiropráctico. Estos profesionales no se limitan a hacer masajes en tus músculos, sino que también trabajan sobre los huesos, por lo que buscarán corregir deslocaciones, lo que en ocasiones podría ser el causante del dolor.

Camina a paso ligero

Algo que puedes hacer, y que no te demandará dinero, es salir a caminar a un buen ritmo, un ejercicio muy sencillo y al alcance de todos. El caminar no solo mejorará los músculos de la espalda, al aliviar la tensión, sino que también propiciará más calma y buen ánimo, ya que segregará más serotonina, la denominada “hormona del placer”.

Prueba tumbarte sobre una pelota de tenis

Una pelotita de tenis puede servir para hacerse un “masaje exprés“: échate en el suelo boca arriba y ubica una pelota de tenis en los lugares más sensibles, moviéndote sobre ella. Con cinco minutos será suficiente.

Aplica calor localizado

El aplicar calor seco en la zona donde duele es otra opción. El consejo es utilizar una almohadilla eléctrica o algún objeto que desprenda calor seco. El calor favorecerá la circulación sanguínea, necesaria para que el oxigeno se reparta por todo el cuerpo.

Imágenes: blogsaludable.net

El contenido de este post Alivia el dolor de espalda de manera natural es propiedad de Nosotras.

Nosotras