La sal como ingrediente para combatir puntos negros

La sal como ingrediente para combatir puntos negros

Los puntos negros y espinillas son bastante frecuentes y pueden aparecer en cualquier momento de la vida: no solo en la adolescencia, incluso muchas personas adultas siguen padeciendo este problema, producto del exceso de grasa y de las impurezas propias del aire y del ambiente.

Aunque existen tratamientos específicos para ayudar a eliminar este tipo de acné, existen también ciertos elementos naturales que pueden servir, tal como la sal, astrigente y antibacteriana que puede ser de utilidad para tener una piel más limpia y sana.

La sal destaca por ser exfoliante, ideal para remover células muertas e impurezas, al tiempo que reduce la presencia de bacterias, que participan en la aparición de acné. Pues bien, veamos entonces dos tratamientos posibles para hacer a base de sal.

Aprende a disumular el acné

Tratamiento de sal y leche

Esta combinación resulta en una crema limpiadora natural con propiedades exfoliantes y regeneradoras. Su uso frecuente ayudará a recobrar el pH natural de la piel y a eliminar los puntos negros. ¿Qué necesitas? Dos cucharadas de leche o su equivalente de 20 ml., y una cucharada de sal fina – 10 gramos – .

Preparación: solo deberás mezclar la leche con la sal hasta obtener una pasta espesa y húmeda. Limpia tu rostro y aplica con suaves masajes circulares. Deja actuar diez minutos y enjuaga con abundante agua. Se aconseja hacer este tratamiento día por medio.

Tratamiento de sal, miel y arcilla

La arcilla, aunque te pueda sonar extraño, es otro ingrediente natural recomendado para limpiar la piel y reducir el acné. Gracias a su alto aporte de minerales y compuestos astringentes resulta muy útil para eliminar en profundidad las impurezas propias del cutis.

En este caso, necesitarás una cucharada de arcilla o caolín – 10 gramos -, una cucharadita de sal – 5 gramos – y cuatro cucharadas de miel – 100 gramos -. Mezcla bien todos estos ingredientes hasta obtener una pasta espesa, en caso de considerar necesario, incorpórale un poco de agua hasta que sea más cremoso. Limpia previamente la piel del rostro y aplica una fina capa de la mezcla sobre ella.

Deja secar entre media hora y 45 minutos. Practica suaves masajes exfoliantes y retira con agua tibia. Realiza este tratamiento una vez por semana.

Imágenes: universonatural.social

El contenido de este post La sal como ingrediente para combatir puntos negros es propiedad de Nosotras.

Nosotras