NURIA QUINTELA ES UNA LABURANTE O UNA PUTA?

DJ-Mina1

Tirando posiblemente la primera piedra al estanque de la supuesta misoginia de LANP , Gaby Galati dijo respecto de la mía:

‘Este es un tema que me quedó haciendo ruido desde la Cañechat en la cual (quizá fue inmediatamente después, no me acuerdo exactamente) Rodrigo me planteó como argumento en contra de su obra, que Amalia Ulman era una narcisista y aprovechaba en beneficio de su obra el hecho de ser atractiva. Da para largo y me tengo que ir, así que la dejo picando, pregunto solamente: a alguien se le ocurrió pensar o decir, solo por dar un ejemplo, que Matthew Barney era un narcisista y que había construido su carrera mostrando su cuerpo cuando se colgaba del techo de Barbara Gladstone (Drawing Restraint), o más tarde en Creamaster? More soon’.

Este planteo me pareció interesante porque lo de Matthew Barney fue dicho en estos términos en los orígenes de este blog, cuando todavía era en ingles. Respecto de Amalia Ulman, la duda no es solo mía sino que también en el anteúltimo número de la revista Art Forum, Kerstin Stakemeier hace una reseña de la fallida muestra en la Whitechapel Art Gallery de Londres, ‘Electronic Superhighway (2016-1966)’ quien dicho sea de paso es mujer, y dice algo análogo a lo dicho por mí sobre Amalia Ulman:

…when all forms are rendered as primarily technological, artistic authorship is not troubled but simply fades from view. This is clearly the case with the curators’ presentation of Amalia Ulman’s Excellences and Perfections, 2014. While the original work staged a carefully pre-produced trail of Instagram posts that seemed to document the downfall and resurgence of a young female artist over the span of several months, visitors to the show see only two large-scale, painterly reproductions of Instagrams posts, each showing the artist taking an exaggerated selfie. In this format, her work appears less a critique of the sexed mechanisms of online social exposure than a narcicissistic repetition of them’.

En realidad, Stakemeier se refiere al modo en el que los curadores presentaron la obra de Ulman en la Whitechapel Art Gallery. En mi caso, me refería al modo en el que Amalia Ulman consiguió los más de cien mil seguidores en Instagram. Si bien, a través de la estrategia de la ironía, Ulman parece querer convertir ese mismo hecho (es decir, su popularidad) en el eje de la cuestión, no podemos olvidarnos que la relevancia de su proyecto tiene que ver con esa popularidad y con la decisión, para mi narcisista, de colocarse ella misma en ropa interior, antes o después de tener sexo con hermosos hombres, etc. Si la decisión de Ulman hubiera sido la de escenificar encuentros entre otra gente el proyecto hubiera sido menos narcisista y así menos explotativo.

13557847_10208699801625337_9118427921503165574_n

Volviendo al eje del debate, algo similar puede decirse de los gays que se meten en el mundo del arte como decoradores para señoras y hombres (mayores) gays. Un ejemplo al respecto es Nini Bonavoglia quien vive en NYC y combina sus paseos por Art Basel con fotos en los Pride de Madrid.

img_1067

Mucho he escuchado de que Nuria Quintela es la mas inteligente y trabajadora de las ex de Franco Macri pero, en los terminos de este debate, Nuria entro al circulo de Macri a traves de su relacion con el y una vez terminada la relacion se transformo en una suerte de asistente profesional (aprendiendo chino mandarin), probablemente, ‘with benefits’. Si hubiera conseguido el trabajo por derecha uno podria decir que no es ‘puta’ pero habiendolo hecho como lo hizo qué puede decir uno? El debate continua. J A T

EN DOS SEMANAS COMIENZA EL CURSO LANP DE ARTE DEL RENACIMIENTO ITALIANO – SUMATE!

loveartnotpeople